La calidad del vino

En muchos casos los vinos con el precio más económico contienen demasiados sulfitos que no son recomendables. Los síntomas de la intolerancia a los sulfitos son dolores abdominales, secreción nasal, picazón, pero es especialmente peligroso para los que sufren de asma o tienen tendencia a desarrollar asma.
Los sulfitos se utilizan como conservantes (antimicrobianos) y refuerzan el sabor. Existe la obligación de indicar en la etiqueta si hay más de 10 mg por litro de sulfitos, pero no han de mencionar la cantidad solo indicar que contiene sulfitos. En los vinos más económicos muchas veces la cantidad de sulfitos es muy elevado, pero muchos tipos de vinos con precio elevado también lo contienen. En la etiqueta podéis encontrar los sulfitos indicando simplemente “contiene sulfitos” o con la numeración E, como por ejemplo E220 dióxido de azufre, ya que los sulfitos son compuestos químicos derivados del azufre. Incluso vinos de producción biológica lo pueden contener. Continuamos